También puede seguirme en Twitter:

También puede seguirme en Twitter:

@Enmundos, para ser el primero en enterarte de la nuevas publicaciones. Y escribirme a mi correo www.viajaamundosparaleos@gmail.com



domingo, 11 de agosto de 2013

Mi momento de gloria.

Empiezo a hiperventilar desesperadamente en busca de aire. Los nervios se apoderan de mi irremediablemente a pesar de que la situación no es nueva  para mí.
Solo una puerta me separa de mi destino, oigo la música fluir por la estancia contigua a gran volumen.
Comienzo a temblar y cierro los ojos en un intento de dejar la mente en blanco.
Busco mi mirada en el espejo y me peino con manos temblorosas el cabello que me cae por los hombros, coloco de nuevo el sombrero negro sobre mi cabeza intentando corregir cualquier fallo que les haga eliminarme de la lista para entrar en el centro.
Me tranquiliza saber que todos tienen los nervios a flor de piel, igual que yo.
Esperan su momento de gloria, el momento de demostrar lo que valen.
La puerta se abre y el silencio reina en la sala.
Un joven aparece y niega con la cabeza entristecido, todos se acercan y se despiden.
Yo no tengo tiempo para despedidas, traspaso el umbral y cierro la puerta detrás de mí.
Al frente una larga mesa preside la pista de baile. Un hombre y dos mujeres me observan seriamente.
--Cuando quieras.- el hombre levanta la mano en señal de aprobación e introduzco en CD en el reproductor.
Me pongo en posición y respiro hondo…
La melodía comienza  y siento cómo mi cuerpo se mueve incansable. Poco a poco la velocidad de la música aumenta y me atrevo a abrir los ojos.
No necesito pensar, después de tres meses repitiendo cada paso, la coreografía es una lección bien aprendida. Siento  la adrenalina correr por mis venas y pongo cada gota de energía en cada movimiento.
A pesar de sentir el dolor de las heridas en mis pies, prosigo. La canción termina y caigo al suelo rendida.
El cansancio llega a mi cuerpo como una tromba de agua tras un año sin llover.
Miro al jurado buscando un gesto tranquilizador. La mujer se aclara la garganta y me levanto del suelo sin apenas fuerzas.
Escondo mis manos y cruzo los dedos, como si sirviera de algo.
La mujer abre la boca y se dispone a hablar:

--Estás dentro.

5 comentarios:

  1. Me encanta crea intriga. Sigue asi y llegaras muy lejos. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, seguiré en la misma línea si os gusta. Estoy muy agradecida por el apoyo. No dejes de darme vuestra opinión sincera. Un beso;)

      Eliminar
  2. Me gusta mucho.Sigue por ese camino y llegaras muy lejos
    Un beso guapa

    ResponderEliminar
  3. Me gusta mucho esta y todas las demás. Sigue así, haces que la gente con estos relatos sigan esforzándose por lo que quieren, al menos eso es lo que me transmites a mi. Cada vez que subas otro estare ahi para leerlo ;). Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, estoy muy agradecida.Yo subo relatos invitando a la gente a esforzarse por cumplir sus sueños. Pero vosostros con los comentarios me haceis luchar por el mío. Estoy muy agradecida de verdad. Un beso

      Eliminar